Tipos de emisores térmicos

Compara y compra entre los distintos tipos de emisores térmicos que existen: cerámicos, fluidos, secos, de calor azul, eléctricos, de aceite y de cristal, de diferentes tamaños, marcas y potencias eléctricas de acuerdo a tus necesidades y presupuesto. Calefacción eficiente y de bajo consumo para tu casa, sin ruidos ni olores. ¡Solo en nuestra web hallarás el mejor precio en las mejoras marcas y fabricantes!

    Diferentes tipos de emisores térmicos, para todos los espacios

    ¿Qué es un emisor térmico? En principio verás que, por su forma, son similares a los radiadores eléctricos. La forma de emisión de calor es por convección, ofreciendo un sistema de calefacción eficiente.

    Los emisores térmicos tienen muchas ventajas. Además de su facilidad de limpieza y mantenimiento, son muy sencillos de instalar en cualquier lugar de casa que prefieras. Al tratarse de un sistema eléctrico, su funcionamiento es totalmente limpio, sin emisiones de humos, olor a gas, etc.

    Si necesitas disponer de una temperatura diferente en cada estancia, los emisores térmicos son programables, tanto en lo referido a su temperatura como en el horario que se ajusta a tus preferencias y necesidades.

    ¿Qué tipo de emisor térmico es el que prefieres? Son varios factores los que tienes que evaluar. Por un lado, el espacio de instalación, la capacidad del emisor, potencia, la superficie de la estancia a calentar, etc.

    • Según la potencia

    Como hemos visto, los metros cuadrados que tenga la estancia serán determinantes para la elección del emisor térmico. En general, para estancias con menos de diez metros cuadrados, te bastará con un emisor que tenga 800W de potencia.

    Si la estancia tiene entre 10 y 20 m2, lo recomendado es una potencia de 1000W. Para más de 20 m2, la potencia aconsejada está entre 1500 y 2000W. También cabe la opción de colocar más de un emisor térmico, en estancias de gran tamaño.

    • Por el tiempo de funcionamiento

    Si analizamos el tiempo en que los emisores térmicos tardan en emitir calor, y el número de horas en que lo mantienen, los diferentes modelos pueden ser secos, fluidos y cerámicos.

    En el caso de los emisores térmicos secos, su calentamiento se produce con mucha rapidez y por ello pueden emitir calor de forma prácticamente instantánea. Sin embargo, tienen limitaciones de tiempo, y tendrán la temperatura adecuada para generar calor durante no más de una o dos horas.

    De forma contraria a los secos, los emisores fluidos deben su funcionamiento a un líquido que recorre su interior, y que mantiene su calor varias horas, incluso una hora después de haberlo apagado.

    En el caso de que queramos tener encendido el emisor térmico durante varias horas, con una buena emisión de calor sin más consumo de energía, el modelo más adecuado es el emisor térmico cerámico. Aunque tardan un poco más en llegar a la temperatura de emisión de calor, el resultado merece la pena porque necesitarán menos energía para calentar la estancia una vez encendidos.

    Elige entre la mejor oferta, al mejor precio

    ¿Te gustaría ahorrar un 30% de energía como mínimo, con el consiguiente ahorro en consumo? Nuestros emisores térmicos son cien por cien eficientes, manteniendo el calor durante más tiempo que los sistemas eléctricos tradicionales. ¿Quieres saber más? En Mis Emisores Térmicos encontrarás todo lo que necesitas para calentar tus estancias con un consumo mínimo.